Los bombos de la Lotería de Navidad llegan al Teatro Real de Madrid

Los bombos, a su llegada al Teatro Real
Los bombos, a su llegada al Teatro Real / . Efe
  • Un equipo de hasta 9 personas se ha encargado del transporte de los bombos hasta el interior del recinto

Los bombos del Sorteo Extraordinario de Lotería de Navidad que tendrá lugar el próximo 22 de diciembre han llegado este martes al Teatro Real de Madrid pasadas las 9 de la mañana, culminando así un proceso de puesta a punto de aproximadamente cuatro meses.

Un equipo de hasta 9 personas se ha encargado del transporte de los bombos hasta el interior del recinto. Entre ellos, se encuentran dos bombos de números (titular y suplente), de 2,80 metros de altura y 800 kilos de peso, que mezclarán los 100.000 números, así como los bombos pequeños, de alrededor de 250 kilos de peso, en los que se colocarán las 1.807 bolas de premios.

En declaraciones a los medios, el subdirector de recursos materiales de Loterías y Apuestas del Estado, Eduardo Ovies Cañas, ha especificado como durante estos cuatro meses de trabajo se han cuidado todos los detalles, como la "revisión de las bolas", que en ocasiones presentan desgaste de pintura, para que el sorteo se ejecute de forma óptima. "Este año hemos repetido 57 bolas, que de un total de 100.000 no son muchas", ha comentado.

"Durante cuatro meses lo que hacemos es clasificar las bolas", ha aclarado el responsable de recursos materiales, ya que "cuando termina el sorteo se meten en unos arcones y están todas mezcladas, y tenemos que clasificarlas por millares y luego por centenas". De esta forma, se agiliza que "media hora antes del sorteo el público pueda comprobar que su décimo está dentro".

Una vez llegados los bombos, Ovies ha explicado el proceso que seguirán para garantizar el correcto funcionamiento durante el evento. Tras trasladarlos a "16 metros por debajo" del nivel del escenario", llega la hora de "revisarlos, mirar las cadenas, engrasarlas, mirar el aceite de las válvulas... y ensayar con las bolas que tenemos de otros años y que están en desuso", ha aclarado el técnico.

Compuestos de una aleación de cobre, estaño y plomo conocida como "latón rojo", estos bombos, que repartirán un total de 24.486.400 premios, serán cuidadosamente custodiados hasta el día 22 por "dos vigilantes durante las 24 horas al lado de los bombos, aparte de las medidas propias del Teatro Real".